¿Qué precauciones debes tener para cuidar a tu perro este invierno? Especialistas lo aclaran

Cuando los termómetros bajan, una pregunta cobra mayor relevancia para nuestras queridas mascotas: ¿Cuánto afecta el frío a los perros? Depende de cada raza y el tipo de pelo que tienen cómo regulan su temperatura y cuáles son más intolerantes al invierno.

Según lo explica el veterinario de Kennel Club Chile, Milenko Ullrich, el perro tiene como abrigo natural el pelo, el cual los ayuda a aislarlos tanto del calor como del frío, pero dentro de las distintas razas existen tipos, texturas, largos y densidades distintas de pelo. Los que tienen doble pelo, como el Siberiano o el Pastor Australiano, pueden soportar mejor el frío, mientras que las razas más pequeñas que tienen una capa de pelo, como el Maltés y el Yorkshire, son más intolerantes.

Perros

La contaminación y los cambios bruscos de temperatura pueden producir enfermedades respiratorias en los perros.

Una de las soluciones comunes para apaciguar la sensación de frío en los perros es abrigarlos con chalecos o capitas, pero según afirma el veterinario Francisco López, mantener a los perros con ropa todo el día puede llegar a producir la aparición de hongos, por lo que solo se deben abrigar al momento de salir o bien sacárselos cada cierto tiempo.

Con los perros que hay que tener más precaución son aquellos que son braquiocefálicos, es decir, en las razas en las que ocurre una condrodisplasia del cartílago de la base del cráneo y son más propensos a tener enfermedades respiratorias, debido a que tienen problemas para regular la temperatura, según lo explica Ullirich. Por ejemplo, los perros que tienen la nariz más corta, se ahogan y resfrían más rápido.

Perros

Los perros braquiocefálicos son más propensos a tener enfermedades respiratorias.

Las razas más comunes con esta alteración anatómica son el Bulldog Inglés, Boston Terrier, Pekinés, Pug y Bóxer, entre otras.

Al momento de sacar a caminar al perro, López recomienda evitar los lugares más contaminados y los cambios bruscos de temperatura y abrigarlos si hace mucho frío, es decir, temperaturas menores a los 13 grados.

Para todos los perros que son de raza pequeña, el veterinario de Kennel Club Chile dice que lo ideal es no pasar de manera directa desde el interior de la casa, donde hay temperaturas más altas, al exterior, sino que lo mejor es pasar por un lugar con temperatura intermedia para evitar el cambio brusco de ambiente. Si el cambio es muy brusco, el perro podría resfriarse o tener cualquier problema respiratorio.

Con respecto a la contaminación, Ullrich afirma que en el último tiempo “se han visto más perros que tienen alergia alimentaria, que hay ciertos tipos que no pueden comer. Por ejemplo, hay perros que son alérgicos a la proteína de pollo y deben comer pellets de cordero o conejo con arroz”.

Además, López explica que es importante mantener las vacunas del perro al día, al igual que la desparasitación.

Source: Cortesía de la Guioteca.com